EDEP

Gloria Ruiz acompañó los festejos del 2° aniversario del matadero de China Muerta

La Intendenta Gloria Ruiz estuvo acompañando la celebración del 2° año de vida del matadero de aves de China Muerta. Creado a partir de una Cooperativa de granjeros de la zona y puesto en funcionamiento por los propios trabajadores, desde los inicios de sus actividades la Municipalidad de Plottier acompañó cada una de sus acciones.

Ruiz estuvo presente en el matadero Juan Aros Palma, ubicado en China Muerta, para acompañar y celebrar junto al equipo de trabajo del Municipio, trabajadores del Matadero y distintas autoridades invitadas al festejo y agasajo. Allí agradeció el trabajo en conjunto entre el Municipio, el EDEP y el Matadero y «por la confianza depositada». El matadero ha logrado la continuidad de su trabajo, gracias al aporte de la Municipalidad de Plottier, que realiza una inversión sumamente importante en los sueldos de las cinco personas que trabajan allí, con un monto de alrededor de 200 mil pesos mensuales, en la contratación del Veterinario y aportes mensuales para su continuidad, que oscilan entre 4 millones de pesos anuales. 

Por su parte, la Intendenta renovó el compromiso de seguir colaborando con el matadero para su continuidad, con la ayuda y la colaboración por parte del Municipio en el aporte de los empleados de planta permanente, en la contratación del Doctor Veterinario y la colocación del medidor de luz para cubrir los gastos, una suma de 8 mil pesos mensuales para otros gastos que tiene el matadero (elementos de trabajo, de limpieza, de gas). Tanto la producción avícola en general como el matadero está en estos momentos, atravesando una situación muy grave y crítica. La problemática pasa por la falta de rentabilidad debido al aumento desproporcionado de los costos de producción, fundamentalmente del producto balanceado, el combustible, la energía eléctrica, el gas (que en ese lugar además, no cuentan con gas de red y tienen que comprar garrafas). Esto conlleva a que cada vez sea menos la cantidad de pollos que se faenan y el único ingreso del que se vale el matadero, es justamente la tasa de faena.  

Redacción: Bruno Miquitiansky

Fotografía: Brenda Díaz

To Top